Aseguradora Pagara 140000 euros por negligencia medica. Vazquez Abogados.
Una aseguradora ha sido condenada por el Juzgado de Primera Instancia número siete de Salamanca a pagar 140.000 euros por el error de uno de sus médicos en el diagnóstico precoz de un paciente salmantino.
Según la sentencia, dada a conocer por el Defensor del Paciente, se ha producido un acuerdo de conformidad ya que la aseguradora ha aceptado abonar los 140.000 euros a los familiares de J.A.C., que murió el 14 de marzo de 2010, con 48 años.

El 7 de diciembre de 2009, J.A.C., que estaba en tratamiento de fenofibrato, que se utiliza para reducir los triglicéridos en la sangre, sufrió un accidente de tráfico al caerse de una moto, por lo que se le realizó una intervención quirúrgica de su extremidad inferior izquierda y permaneció inmovilizado con escayola.

Según ha explicado el Defensor del Paciente, el 11 de marzo de 2010, el paciente tuvo que acudir al servicio de urgencias de un hospital privado de Salamanca por “molestias en el pecho y el abdomen”.

“Sin tener en cuenta dichos antecedentes, como factores de riesgo, la asistencia se limitó a una exploración física, un ECG -electrocardiograma y una RX de abdomen y fue dado de alta con diagnóstico de nerviosismo y abdominalgia por meteorismo”, han relatado desde la oficina del Defensor del Paciente.

La asociación ha explicado que a un paciente con dificultad respiratoria y dolor torácico se le debe realizar “una medición de gases arteriales, directa o indirecta, mediante una gasometría arterial o mediante una pulsioximetría, técnica de detección inmediata con un dedal de saturación de oxígeno”.

Esta prueba era imprescindible para conocer la situación de la función respiratoria y es protocolaria en urgencias ante tal motivo de consulta, pero la misma no fue realizada al paciente.

Tres días después de acudir a las urgencias, el paciente murió por una embolia pulmonar, aunque, según las mismas fuentes, el médico “tenía en sus manos establecer un diagnóstico precoz, que hubiera salvado al vida del paciente”.

“Un correcto tratamiento de las embolias pulmonares, con seguridad presentes el día en que fue asistido en urgencias y que no fueron detectadas, podría haber evitado la producción de una embolia en el tronco común -con un adecuado tratamiento farmacológico e incluso invasivo si se hubiese requerido-“, han añadido desde la Oficina del Paciente.

20120723-235115.jpg